Un informe del Instituto de Tecnologías Educativas (ITE) revela que los centros educativos españoles, tanto privados como públicos, cuentan con una adecuada provisión informática.

La presencia de las Tecnologías de la Información y la Comunicación en las aulas es, según el informe del ITE, notoriamente creciente. En los últimos años, con una velocidad inusitada, nuevos dispositivos y nuevos materiales didácticos están dando paso a otras metodologías que están llamadas a modificar de forma permanente las aulas tal y como las conocíamos hasta ahora. Ahora bien, ¿exactamente cuántos ordenadores y de qué manera se utilizan en el ámbito educativo?

Las cifras provienen de un informe reciente del Departamento de Proyectos Europeos del Instituto de Tecnologías Educativas que se encarga de cruzar indicadores y datos provenientes de distintas fuentes, como los ofrecidos por Eurostat, el Observatorio Nacional de las Telecomunicaciones y de la Sociedad de la Información, el Ministerio de Educación y el Instituto Nacional de Estadística, así como de las consejerías de Educación de las comunidades autónomas. Todo ello permite cuantificar la presencia de las TIC en los centros educativos y aulas españoles y europeos.

De acuerdo con los datos, la presencia de Internet en los centros educativos de España es prácticamente total. Existe un 99,7% de escuelas e institutos que cuentan con conexión a la red, de los cuales el 86,8 % lo hace mediante banda ancha. Ello permite establecer una ratio de 6,5 alumnos por ordenador destinado a tareas de enseñanza y aprendizaje, mientras que el número medio de profesores por ordenador queda establecido en 3,2.

Ordenadores actualizados

En cuanto al destino de los ordenadores en los centros educativos encontramos que más del 72% del número total de terminales se reserva a la docencia o la utilización directa de los alumnos, siendo prácticamente imperceptible las diferencias entre centros de titularidad pública y privada.

En el rubro en el que sí existe una distancia algo más significativa entre centros públicos y privados es en el de los ordenadores destinados a tareas propias del profesorado (17,8% de los institutos públicos frente al 14,6% de los privados), así como en los ordenadores que se reservan a tareas administrativas (6% en institutos públicos frente al 9,4 de los centros privados).

Por otra parte, todo aquel que se declare un usuario medianamente avanzado en materia informática sabrá que es prácticamente imposible seguir el ritmo de últimos lanzamientos, pues el mercado absorbe cada vez más rápidamente, por ejemplo, los modelos de procesadores. En este sentido, los que pueblan nuestros centros educativos se encuentran bastante actualizados, puesto que un 74,4% de los centros públicos de enseñanza Secundaria y FP cuentan, al menos, con un procesador Pentium IV o superior. Este porcentaje desciende al 72,7% cuando se trata de centros privados, y más significativamente al 60,6% para centros públicos de Educación Primaria.

El estudio también recoge datos acerca de la utilización de Internet del usuario particular en el ámbito de la educación y la formación. Así, el 52,5% de la población que usa la red ha buscado información sobre educación y formación, mientras que el 45,8 % ha hecho consultas sobre algún tipo de aprendizaje, mientras que un 12,7% ha realizado algún curso de cualquier materia vía internet.

Más información:

Indicadores del uso de las TIC en educación (en pdf)
Instituto de Tecnologías Educativas
Blog Europa TIC
Ministerio de Educación
Artículo original en SMConectados